Agustín Moya | Vertigo

El tenorista Agustín Moya ha sido uno de los nombres y sonidos más representativos en el jazz en los primeros momentos del siglo XXI. Surgido desde la Conchalí Big Band, donde tocó entre 1997 y 2000, e inspirado inicialmente por los modelos del hard bop Sonny Rollins y Hank Mobley. Moya se unió a la avanzada de músicos que repusieron el saxofón tenor como la simbólica arma jazzística desplazada durante casi dos décadas y multiplicó rápidamente su militancia en proyectos de todo tipo donde su instrumento fue pieza clave.

Un retrato de la fotógrafa Melissa Morano virada a tonalidades azules, en una aproximación a la estética del sello Blue Note, ilustra la portada de esta primera partida de registros de standards que el tenorista Agustín Moya grabó para el sello Vértigo en dos intensas sesiones en el estudio. Estas se convertirían en una colección de cuatro álbumes. Moya, un devoto de Sonny Rollins, vuelve a cambiar de formato para dar otra prueba de fuego con el trío pianoless, que el propio Rollins utilizó en los años ’60 en Nueva York. También vuelve a modificar la formación de músicos y aquí aparece junto con Maximiliano Flynn (contrabajo) y otra vez Félix Lecaros (batería), el único sideman presente en todas sus grabaciones. El disco es una mirada a los clásicos: “All the things you are” (Jerome Kern), “Pennies from heaven” (Arthur Johnston), “Darn that dream” (Jimmy Van Heusen) y, por supuesto, “I’m an old cowhand” (Sonny Rollins). — Por Iñigo Díaz

Grabación: Alejandro Sánchez

Edición y Mezcla: Alejandro Sánchez

Masterización: Alejandro Sánchez

Publicación: Vértigo

Producción: Vértigo

Agustín Moya

Grabación: Nelson Arriagada

Edición y Mezcla: Nelson Arriagada

Masterización: Alejandro Sánchez

Publicación: Animales en la Vía

© 2013 by VERTIGO SPA